¿Quieres encontrar el juguete perfecto para tu peque esta Navidad? 

Cuando un niño recibe un juguete nuevo y se enamora de este, se produce la magia.   

Se desbloquea la imaginación, dando paso a la diversión, la curiosidad, el aprendizaje y a formar los vínculos que le acompañarán en su desarrollo y crecimiento.  

Entonces, ¿qué hay que tener en cuenta a la hora de elegir un regalo para un niño? 

Más de la mitad (52 %) de los padres han descubierto que sus hijos se han sentido decepcionados con un regalo de Navidad que han recibido y, el 25 % de los padres nos han confesado que ya han tenido problemas para saber qué comprar a sus hijos en Navidad.

¿Te resulta familiar?    

Hemos descubierto que la incompatibilidad entre el niño y el juguete puede ser consecuencia de la «personalidad de juego» dominante del niño, lo que significa que, a veces, los niños pueden pedir juguetes que no se adaptan a su forma de jugar. 

Simplemente, los niños se adaptan mejor a unos juguetes que a otros. ¡Y no pasa nada!  

Conocemos la importancia del juego en el aprendizaje y el desarrollo y, por tanto, los beneficios de que un niño se involucre plenamente con un juguete. Por ello, hemos identificado ocho tipos de «personalidad de juego» que recogen los fundamentos del desarrollo infantil: el movimiento, el desarrollo sensorial, el lenguaje y la teoría del apego. De este modo, se puede encontrar fácilmente los mejores regalos, esos que sean compatibles con tu peque y su forma de jugar.  

Responde a nuestras preguntas para identificar si tu peque tiene personalidad de Bromista traviesa o más bien Imaginadora creativa. ¿Será una personalidad curiosa Exploradora? ¿O una activa Enérgica? Completa el cuestionario y encuentra ese “Juguete de Mi Vida”.  

¡Comencemos! 

¡Comencemos! ¡Haz la prueba!